Las 200 millas de Tarragona, a punto para su segunda edición

Edición 2022 de las 200 millas de Tarragona

200 millas de Tarragona. La carrera de montaña más larga de España. El arranque de esta segunda edición es inminente. Una segunda edición, por cierto, con cambios importantes, como por ejemplo, el número de puntos de avituallamiento y bases de vida (donde el corredor puede encontrar el material que ha decidido dejar previamente en la recogida de dorsales), así como el cambio de localización de salida y llegada de la carrera.

El aumento de puntos de avituallamiento es algo que los participantes van a agradecer. Y es que la primera edición de 2022 de estas 200 millas, resultó especialmente dura para los corredores, que únicamente disponían de 2 bases de vida (kilómetro 136 y kilómetro 225). Entre medias, allá cada uno con su gestión y estrategia. A esto, hay que sumar las 21 horas de lluvia ininterrumpida que tuvieron que soportar algunos de los participantes.

Dentro de este evento, donde la distancia reina son las 200 millas (321 kilómetros), hay otras 2 modalidades a escoger, que detallamos a continuación.

3 distancias a escoger

La propia web trailcat200.com, ya pone de manifiesto que la distancia fetiche son esos 321 kilómetros, una modalidad limitada a 50 participantes, aunque que ya de por sí, es excluyente, pues la distancia entre puntos de avituallamiento, es realmente larga, lo que obliga a los participantes a portar una cantidad elevada de material, ya sea obligatorio, o el que ellos (curtidos en carreras de muy larga distancia), consideren oportuno. Una mochila, agua incluida puede registrar en la báscula entre 4 y 5 kilos, pudiendo considerarse normal.

En las 200 millas, los participantes encontrarán un trazado sin balizar, con lo que tendrán que repartir sus sentidos entre el mero hecho de progresar hacia delante, y navegar utilizando su dispositivo GPS. La pequeña pantalla les indicará dónde están, y hacia dónde ir, lo que no evita que en algunos puntos, la navegación sea realmente complicada.

Durante esos 321 kilómetros, encontrarán 3 bases de vida (kilómetro 102, kilómetro 197 y 245). Entre medio, la organización dispone de 3 avituallamientos ligeros (kilómetro 59, kilómetro 149, y 285). Los participantes podrán hacer uso de los comercios, bares y restaurantes para comprar lo que necesiten (por su cuenta), aunque el corredor ha de tener en cuenta si su velocidad y paso por las poblaciones, es compatible con los horarios comerciales.

De la estrategia de cada uno, dependerá el peso de la mochila en la que tan solo de agua, la organización obliga a tomar la salida con 2 litros. Los 50 participantes tendrán un máximo de 96 horas para completar el recorrido.

Para los que prefieran emociones menos intensas o intensivas, por debajo encontrarán las 100 millas (154 kilómetros y 4700 metros de desnivel positivo), también en semiautosuficiencia y con navegación GPS. Para cubrir esa distancia, los participantes disponen de 48 horas.

Por último, la distancia de 50 millas (87 kilómetros y 2500 metros de desnivel positivo) permite tener una una toma de contacto con el terreno y el formato de navegación y semiautosuficiencia, para (quién sabe) en próximas ediciones, hacer el salto a las dos distancias superiores. Para completar el recorrido, la organización da un margen de 24 horas.

Prades, el epicentro

Otro de los cambios importantes, además del aumento de apoyo por parte de la organización en cuanto a avituallamientos, y que más van a valorar los participantes, es el traslado de la salida y llegada a la pequeña localidad de Prades, en lugar de la capital Tarragonense, como sucedía en la edición pasada.

La cabeza de carrera

La mayoría de participantes irán «a lo suyo», que es intentar aguantar el envite de los kilómetros (y parece ser que de nuevo, de la meteo), pero entre los pocos que van a ir a disputar esas 200 millas, tenemos a los habituales en este tipo de megadistancias. Entre las favoritas, Anita Lehmann (ganadora femenina de la SwissPeaks360) de seguro va a intentar ponerle las cosas difíciles a Claire Bannwarth (ganadora absoluta PT281, ganadora femenina de la Spine Race, y 360 The Challenge), y es que Claire ya sabe lo que es correr por estos lares.

En cuanto a los hombres un incansable y peleón Luca Papi, que casi conoce Tarragona como las Islas Canarias, seguro que no nos defrauda.

Pistoletazo de salida, miércoles a las 10 de la mañana

Prácticamente está todo dispuesto para que a las 10 de la mañana del miércoles 1 de marzo, la organización formalice la salida. A partir de ahí, empieza una cuenta atrás de 96 horas. Y es que cada uno de los 50 participantes desarrollará su forma de entender esta carrera. Como experiencia, como reto, o competición.

También te podría interesar: Gestión del sueño en carreras de ultratrail

Compartir

Te puede interesar:

BinterNightRun
La BinterNightRun: correr bajo la luz de la luna y junto a la Concha… ¿hay mejor plan?
carbohidratos
Estrategias para tomar carbohidratos en los entrenamientos
Saucony Triumph 22
Saucony Triumph 22, más amortiguada todavía
Errores a evitar al correr un medio maratón
Errores a evitar al correr un medio maratón

Últimas publicaciones

BinterNightRun
La BinterNightRun: correr bajo la luz de la luna y junto a la Concha… ¿hay mejor plan?
carbohidratos
Estrategias para tomar carbohidratos en los entrenamientos
Saucony Triumph 22
Saucony Triumph 22, más amortiguada todavía
logo-corriendovoy

Desde 2008 ofreciéndote los vídeos y fotos de las carreras más importantes del panorama nacional.

¿Quieres que grabemos tu carrera?
¿Dudas, consultas, sugerencias?

© 2008-2024 Corriendo Voy